Relieve

Dentro de los sistemas montañosos que forman la Península Ibérica, la comarca de la Marina Baixa pertenece al Sistema Subbético y, dentro de éste, al Prebético.

La provincia de Alicante está rodeada, de suroeste a noreste, por un arco montañoso cerrado, compuesto por sierras de considerable altitud, que la delimitan por el noroeste con Albacete y por el suroeste con Murcia, pudiéndolo dividir en dos cordones paralelos: el primero alberga las sierra del Cid, la sierra del Maigmó, la sierra del Rentonar, la sierra de la Grana, la sierra del Cabeçó d’Or, la sierra de Aitana y el Puig Campana. El segundo está formado por la sierra de la Peñarrubia, la sierra de Onil, la sierra del Menejador, el Alt de la Font Freda, la sierra de Mariola, sierra de la Serrella, sierra de la Xorta y sierra de Bèrnia, de mayor altura, existiendo otras, no tan altas pero que forman parte del mismo cordón y que llegan hasta el Montgó. Estos dos cordones separan físicamente el norte de la provincia de Alicante con el sur de la provincia de Valencia y, por el noroeste, con Albacete.

Incluido en ese primer cordón montañoso se encuentra el término municipal de Orxeta. Su relieve es básicamente montañoso, con la excepción de la cuenca del río Sella que lo atraviesa de norte a sur formando una pequeña, pero fértil vega, que alberga una de las áreas de regadío más extensa de los pueblos del interior. En su orografía, rodeada por hoyas de reducida extensión, destaca la Sierra de Orxeta que alcanza una cota de 678 m s.n.m. Otras sierras que delimitan el término son las de La Travessa (488 m) en su límite con Relleu, La Mina (387 m) en dirección a Finestrat, y la Sierra del Pantanet (486 m) cerca del término de Busot.